La Diputación muestra su repulsa a los maltratadores y su apoyo a las víctimas de la violencia de género con motivo del 25N

El presidente, Francisco Salado, aboga por abordar el tema de manera trasversal, no escatimar en recursos y educar en igualdad tanto en las escuelas como en el ámbito familiar

Representantes de los grupos políticos PP, PSOE y Con Málaga de la Diputación, han leído el manifiesto contra la violencia de género elaborado por las ocho diputaciones andaluzas y han presentado el Árbol del las Ausencias, en el que figuran cada uno de los nombres de las víctimas de violencia machista de este año en España

La Diputación de Málaga realiza al año más de 3.500 atenciones a mujeres víctimas de violencia de género, prestándoles atención jurídica, psicológica, psicosocial, económica y de seguimiento a través de un teléfono móvil de seguridad o a través del servicio de acogimiento de urgencia

La Diputación ha mostrado hoy su repulsa a los maltratadores y su apoyo a las víctimas de la violencia de género en el acto celebrado en la entrada de la sede de la institución, presidido por el presidente de la Diputación, Francisco Salado, donde ha estado acompañado por representantes de los grupos políticos PP, PSOE y Con Málaga. En el mismo se ha procedido a leer entre todos el manifiesto elaborado en colaboración con las ocho diputaciones andaluzas, así como presentar El Árbol de las Ausencias, y que cuenta con los nombres y una flor por cada una de las 52 víctimas de violencia de género del país en lo que va de año. Esta instalación permanecerá en el hall de la sede de la Diputación en calle Pacífico.

El presidente de la Diputación ha explicado que esta fecha “nos permite reflexionar sobre todo lo que se ha avanzado en las últimas décadas, que es mucho, pero también para analizar si los pasos que estamos dando en el objetivo común de erradicar este problema son los correctos o si es necesario reconducirlos”. Por lo que en este sentido ha dicho que “es necesario revisar todo lo que estamos haciendo y comprobar si realmente está funcionando. Y buscar un acuerdo de Estado que nos guíe y nos ayude en este camino”.

Sus primeras palabras han ido dirigidas al recuerdo de las cuatro mujeres que han sido asesinadas en lo que va de año en la provincia de Málaga “por el mero hecho de ser mujeres”: Natalia, Paula, Carmen y Paqui. Y también para sus hijos e hijas, que han perdido a sus madres. “En esa cifra oficial aún no consta Sibora, la mujer hallada emparedada en Torremolinos, pero la tenemos en nuestro corazón”, ha añadido.

Asimismo, ha recordado que desde que se comenzaron a contabilizar sus muertes, en el año 2003, han sido 51 las víctimas de violencia machista en la provincia.

“Cada vez que una mujer es maltratada, la sociedad en su conjunto fracasa, porque no hemos sido capaces de prevenir la agresión, que puede ser de muchos tipos, ni de ofrecerle protección” ha sentenciado Salado, que ha alertado de que se están registrando casos en edades cada vez más tempranas, por lo que plantea la educación de niños y niñas en la igualdad, no solo en el ámbito educativo, sino también en el ámbito familiar.

Además, el presidente de la Diputación, ha destacado el esfuerzo de la institución para ayudar, proteger y eliminar estereotipos y conductas machistas en los municipios con menos de 20.000 habitantes, ha precisado, a la vez que ha afirmado que la colaboración institucional “es clave” en esta tarea, “por lo que no hay que escatimar en recursos”. Y para ello ha destacado el papel de los colectivos y entidades que trabajan con las mujeres que sufren violencia.

En los municipios con menos de 20.000 habitantes, además, la Diputación ofrece atención integral a las mujeres que sufren violencia de género. Esta atención se ofrece en los Puntos de Información a la Mujer (PIM) a través del Servicio de Igualdad.

Cada año se realizan unas 3.500 atenciones a mujeres víctimas de violencia de género desde la Diputación, prestándoles atención jurídica, psicológica, psicosocial, económica y de seguimiento a través de un teléfono móvil de seguridad o a través del servicio de acogimiento de urgencia.
Asimismo, Salado ha recordado que la Diputación de Málaga ha organizado talleres de formación y sensibilización en igualdad, talleres de autocuidado, obras de teatro, musicales, foros, talleres contra la trata y la explotación sexual, de educación en igualdad, de defensa personal y de empoderamiento digital, entre otros.

Manifiesto:

MANIFIESTO 25 DE NOVIEMBRE DE 2023

DÍA INTERNACIONAL PARA LA ELIMINACIÓN DE LA VIOLENCIA CONTRA LAS MUJERES

La ONU designó el 25 de noviembre del año 2000, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, e invitó a gobiernos, organizaciones internacionales y ONG a realizar actividades todos los años sobre esta fecha para elevar la conciencia social. Sin embargo, a nivel global, todavía hay 49 estados donde no existe legislación que proteja a las mujeres de la violencia de género.

Según información de la Secretaría General de la ONU, cada once minutos es asesinada una mujer o niña a manos de su pareja o algún miembro de su familia, y sabemos que otras crisis, desde la pandemia hasta las perturbaciones económicas, no hacen más que aumentar las agresiones físicas y verbales.

Las mujeres y las niñas también son objeto de la violencia en Internet, del discurso de odio misógino, el acoso sexual, la pornografía de venganza y la coerción sexual por depredadores.

En nuestro país, todavía no ha finalizado el año y ya hemos igualado (superado) la cifra de mujeres asesinadas por violencia de género respecto al anterior. Alerta la Fiscalía General del Estado del ascenso del número de víctimas, 50 mujeres en 2022, de los que 12 asesinatos ocurrieron en el mes de diciembre, como presagio de un fatídico año 2023 para las mujeres de nuestro país con 50 asesinatos y 50 huérfanos y huérfanas.

Andalucía es la comunidad autónoma con más asesinatos, 16 mujeres, destacando como muy preocupante la incidencia de estos crímenes y la violencia de género en nuestros municipios.

La perduración de determinadas tradiciones en la sociedad rural propicia un mayor grado de normalización y dificultad en el reconocimiento de las conductas machistas, lo que limita las denuncias. A ello hay que sumar otros factores como aislamiento y dispersión de los recursos, la ausencia de anonimato, el miedo al estigma, a ser señaladas y culpabilizadas. Todo nos lleva a considerar que en las zonas rurales, las mujeres víctimas de la violencia de género, tienen mayores dificultades para salir de la violencia y recuperar su vida.

También se alerta como factor de vulnerabilidad las causas que contribuyen a la sobreexposición de las mujeres extranjeras a la violencia de género, tales como la carencia de redes sociales de apoyo, las barreras idiomáticas, el desconocimiento de sus derechos y la dependencia del agresor.

Es preocupante la tendencia de la violencia de género a aparecer cada vez en edades más tempranas, tanto en víctimas menores de 18 años como en agresores, según el INE. A este dato se une el que cada vez son más los jóvenes que la niegan y no reconocen a los agresores como tales, uno de cada cinco chicos entre 14 y 29 años.

Además, las agresiones sexuales cometidas por y sobre menores se han incrementado en casi un 50% respecto al año anterior. Esta tónica ascendente es constante, con el riesgo del mal uso de herramientas digitales como las redes sociales o la posible carencia de una adecuada formación afectivo sexual.

Desde hace 20 años -2003- que se contabilizan los casos, se puede afirmar que la violencia contra las mujeres arroja por desgracia datos incontestables: 1.234 mujeres víctimas mortales y más de dos millones de denuncias.

Pese a décadas de políticas de igualdad de diferentes administraciones públicas, de

activismo del movimiento feminista y organizaciones por los derechos de las mujeres, así como de la creciente concienciación social, la evidencia indica que el avance para poner fin a esta violencia es insuficiente.

Han surgido movimientos antiderechos y discursos negacionistas de la violencia de género, que refuerzan a maltratadores y acentúan la vulnerabilidad de las víctimas, junto a otras tendencias que abordan el problema de manera superficial con respuesta triviales a graves injusticias, vaciando de contenido las palabras de las mujeres y adormeciendo a la sociedad ante el dolor de las víctimas.

Sin embargo, los asesinatos y otras formas de violencia contra las mujeres y las niñas, son evitables.

Junto con la respuesta institucional y las organizaciones de mujeres, ahora más que nunca, se necesita el apoyo de las personas que forman parte del entorno cercano de las víctimas, que suelen conocer si una mujer sufre violencia de género. Su intervención es esencial para que pueda salir de ella. Amistades, vecindario, familiares cercanos, compañeros y compañeras de trabajo y estudios, demasiadas veces observan en silencio estas agresiones.

Las Diputaciones de Andalucía consideramos que la violencia de género es una grave violación de los derechos humanos, y, que el irrenunciable desarrollo de actuaciones para la efectividad del principio de igualdad en nuestros territorios, es fundamental para su eliminación.

Un año más, en conmemoración del DÍA INTERNACIONAL PARA LA ELIMINACIÓN DE LA VIOLENCIA CONTRA LAS MUJERES, nos comprometemos a:

1. Incrementar los esfuerzos en el ámbito rural, proporcionando recursos de prevención, asistencia, acompañamiento y protección a las víctimas en los municipio
2. Contribuir a la prevención de la violencia de género en edades tempranas, así como mejorar la detección y atención a las nuevas formas y manifestaciones de la violencia (como la ciberviolencia, violencia sexual grupal, etcétera).
3. Desarrollar medidas de prevención y atención desde la perspectiva de la interseccionalidad, atendiendo a las características de la población de nuestros municipio
4. Sensibilizar y hacer un llamamiento a toda la sociedad, especialmente a los hombres y a los jóvenes, para que muestren su máximo compromiso y colaboración en la lucha contra la desigualdad de género y la violencia que caus
5. Apoyar a las asociaciones de mujeres y grupos de ciudadanos y ciudadanas implicados en los retos femin
6. Profundizar y reforzar la colaboración pública privada contra las violencias machistas hacia las mujeres y las niñas, implicando a las personas cercanas que la conocen: “HABLA, ACTÚA, DENUNCIA POR ELLAS”.

*Los datos se actualizarán en fecha cercana al 25 Noviembre.

Popular

spot_img

More from author

VOX exige una fecha para el Centro de Salud de Rincón de la Victoria y que el PP deje de hacer promesas vacías

(Vox Rincón de la Victoria) José Rodríguez, sobre el anuncio del PP acerca del nuevo Centro de Salud en Rincón de la Victoria ha...

La delegada de Empleo mantiene un encuentro con las personas que han participado en el proyecto `Matilde Ucelay´ de Algarrobo

Este martes, la delegada territorial de Empleo, Empresa y Trabajo Autónomo de la Junta de Andalucía en Málaga, Carmen Sánchez Sierra, y la alcaldesa de...

El BOJA publica ayudas por 3,9 millones para el cine y la promoción de disciplinas artísticas

La Junta destina 2,2 millones a producción de largometrajes, 1,4 millones para teatro, música, danza y circo y 275.000 euros al flamenco El Boletín Oficial...

Colmenar celebra este fin de semana unas jornadas gastronómicas en torno al queso de cabra y la miel

Del 19 al 21 de abril, bares y restaurantes del municipio elaborarán tapas con estos dos ingredientes Manuel Marmolejo recuerda el apoyo de la Diputación,...